como empezar a ahorrar en el supermercado

Escrito por 91i1g

Banca de inversión. Divulgador económico

Ir al supermercado puede ser una de las tareas más costosas del mes si no se tiene en cuenta cómo ahorrar en la compra de alimentos y productos de primera necesidad. Por ello, es importante tener en cuenta algunos consejos para empezar a ahorrar en el supermercado y cuidar nuestro bolsillo.

 Planifica tu compra con antelación

Una de las formas más efectivas de ahorrar en el supermercado es planificar la compra con antelación. Para ello, es importante hacer una lista de la compra y ajustarse a ella, evitando compras impulsivas que pueden aumentar el gasto. Además, se recomienda hacer la compra en días específicos de la semana, cuando el supermercado ofrece descuentos especiales en algunos productos.

Compara precios y marcas

Otro consejo para ahorrar en el supermercado es comparar precios y marcas. Para ello, es importante fijarse en el precio por unidad de cada producto y compararlo con otras marcas y productos similares. En muchos casos, una marca blanca o de distribuidor puede ser igual de buena que una marca conocida y costar mucho menos.

Aprovecha las ofertas y promociones

El supermercado suele ofrecer ofertas y promociones en algunos productos, como el 2×1 o el 3×2.

como empezar a ahorrar en el supermercado

Aprovecha estas ofertas para comprar los productos que necesitas a un precio más económico. Además, es importante estar atento a las ofertas de temporada, como las rebajas de invierno o verano, para aprovecharlas y ahorrar en la compra.

Evita hacer la compra con hambre

Hacer la compra con hambre es uno de los errores más comunes a la hora de ir al supermercado. Cuando tenemos hambre, tendemos a comprar más alimentos de los que necesitamos y a elegir productos más caros y menos saludables. Por ello, es importante hacer la compra después de comer o llevar una pequeña merienda para evitar tentaciones.

INTERESANTE:   te explicamos como ahorrar entre un 20 y 50 en comida

Compra a granel y congelar los alimentos

Comprar a granel es otra forma de ahorrar en el supermercado. Por ejemplo, comprar una bolsa grande de arroz o pasta puede ser más económico que comprar varias bolsas pequeñas. Además, es recomendable congelar los alimentos que se compran en grandes cantidades para prolongar su duración y evitar desperdicios.